Episodio 9

El vídeo digital y en directo se apodera de la web

Supone poca sorpresa que el vídeo se está apoderando como el contenido rey de internet. Las principales redes sociales, periódicos y creadores de contenido están tomando posiciones en lo que a todas luces, parece el campo de batalla de los contenidos en internet. La capacidad de los móviles y la velocidad de acceso a internet, están popularizando servicios de vídeo en directo. Las redes sociales ya han tomado posiciones con servicios como Periscope de Twitter. Por su parte Facebook ya tiene claro que el vídeo supone su principal apuesta de contenidos y cada vez ofrecerá más servicios para emitir video. Un buen ejemplo es Facebook Live, que permite emisión de video en directo al estilo de Periscope. YouTube recientemente ha empezado a ofrecer emisión de vídeo en directo desde móviles.

Lo que está claro es que el vídeo se está apoderando de los contenidos en la web y que si quieres llegar a tu público vas a necesitar pensar en introducir más vídeo en tus contenidos. Producir vídeo siempre ha sido algo complicado. Primero necesitabas equipo. Una cámara de video no es algo que todo el mundo disponía y mucho menos sabe manejar. Si grabas en interior también vas a necesitar algo de luz artificial. También necesitas grabar un sonido con un mínimo de calidad porque el sonido interno de muchas cámaras es inviable. Suponiendo que consigas grabar algo decente, luego está la edición. No hay que ser un experto para editar un vídeo pero al menos necesitas un ordenador con un mínimo de capacidad. Procesar video es muy glotón en recursos. Y por supuesto necesitas un software de edición. Las ventajas de un Mac es que ya viene con todo lo necesario para editar un vídeo, pero en Windows vas a necesitar un programa sencillo como Adobe Premiere Elements.

Una vez cubierta la parte técnica también necesitarás un mínimo de preparación de lo que vas a grabar. Todo esto que estoy contando es para explicar la ausencia de vídeo en los contenidos de un negocio. Pero amigos vivimos en la época del ordenador de bolsillo llamado smartphone. Si tienes una cámara de vídeo de calidad mejor, pero en un teléfono móvil de buena calidad tienes un estudio en miniatura donde poder grabar vídeo y audio con una calidad lejos de profesional pero que si tienes lo más importante y es ALGO QUE CONTAR, te puede valer perfectamente.

El vídeo debe ser fácil de consumir y entretenido

Porque si hay algo que hay que meterse bien en la cabeza es que el contenido en vídeo debe ser sencillo de consumir, tiene que contar algo de interés y atrapar la atención del espectador en poco tiempo. Para bien o para mal, los contenidos en la web tienen su propia forma de ser consumidos y esta forma es muy importante de comprender, ES CAMBIANTE. No asumas que hay una forma inmutable de comunicar porque lo que puede funcionar hoy, mañana deja de ser interesante.

Por supuesto hay un patrón incontestable: la audiencia está desbordada de contenidos y para que tu contenido sea efectivo necesitas que sea original y que lo repito sea sencillo de consumir. Tienes el ejemplo con muchos videos en Facebook. Se pueden ver sin sonido y además incorporan letras para que a la vez que ves el vídeo, te informes de lo que dicen. Probablemente ninguno de estos videos supere el minuto de duración. Es muy interesante como estos videos consiguen más interacción y son mucho más efectivos que una simple galería de fotos. En este aspecto, haz la prueba. La próxima vez que tengas una galería de fotos para publicar en Facebook de por ejemplo, 20 fotos, monta un pequeño vídeo donde las fotos van pasando con agilidad y también si es posible incorpora letras y para rematar una música que haga juego. Si haces el experimento, ¡cuéntame los resultados! Otra opción es que hagas un gif. Hay servicios gratuitos online que te permiten crear un gif en cuestión de pocos minutos. Facebook ya permite subir gifs y reproducirlos y el efecto es como el del video.

Siempre digo que el vídeo es como el cerdo, que se aprovecha hasta los andares. La ventaja del vídeo es que es un contenido que puedes publicar en multitud de canales y muy especialmente en tu página web, incrustándolo desde servicios como Youtube o Vimeo. Una regla de oro es que optimices al máximo los títulos y las descripciones de los vídeos en estos canales, porque suponen una ayuda fundamental para tu posicionamiento en buscadores. Esto quiere decir que cometes un delito si subes un vídeo con cualquier título o descripción, y no piensas en palabras clave por las que tu vídeo puede ser encontrado. Recuerda que YouTube es el segundo buscador. También considera que muchos servicios de streaming como Periscope luego permiten guardar la grabación para ver en diferido y ese material se puede aprovechar muy bien.

El vídeo está al alcance de cualquier con ganas de contar algo

Hoy el vídeo ha dejado de ser territorio exclusivo de profesionales y el público suele obviar que no sea vídeo de alta calidad. Por supuestísimo, eso no quita para que se puede producir también contenido profesional. Existen muchos profesionales buenísimos en producción audiovisual que te harán trabajos fantásticos. Lo que quiero destacar es que el vídeo se consume cada vez más como contenido espontáneo y en directo. Incluso, retocado y con efectos al estilo de Instagram. El episodio 8 que hice con las cuatro chicas, nos comentaban la aplicación Musical.ly que consiste en realizar playbacks a los que además puedes agregar sencillos efectos desde el móvil.

El móvil se ha convertido en un auténtico aliado en la producción de contenidos en internet. Si no tienes una estrategia con respecto a producir contenidos para la web, no sé a que estás esperando. Estudia lo que hace la competencia o lo que están haciendo en otros sectores y piensa como puede encajar eso en tus contenidos. Si produces un blog, piensa la forma de adaptar alguna entrada al formato vídeo. Si tienes que explicar algo de algún producto con frecuencia, produce un vídeo para explicarlo y cuélgalo en tu web. Poner vídeo en tu web te ayudará a tener más tiempo de permanencia y seguramente mejore la conversión de tu sitio web. Existen muchas posibilidades, sólo es cuestión de atreverse y ponerse manos a la obra.

Recuerda que te puedes suscribir en ivoox, en spreaker o en iTunes, donde también puedes valorar y comentar el episodio. Por supuesto estaré encantado de recibir comentarios.

Comparte este contenido en tus redes

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *